Como Funciona la Calefacción por Radiadores

Funcionamiento de la calefacción con radiadores

Uno de los sistemas de calefacción más utilizados en los hogares españoles es a través de  radiadores, además también está muy recomendado por los instaladores de calefacción.  

¿Cómo funcionan los radiadores?
Acumulan calorLo almacenan
Lo difunden por convección natural

¿Qué es el calor por convección?

El radiador se calienta y va aumentando de temperatura para difundir el calor lentamente. 

¿Por qué el calentador irradia el calor?

Debido a que el aire de la estancia, que es frío y entra en contacto con el radiador que está caliente, el cambio de temperatura es lo que hace que el radiador vaya expulsando el calor acumulado. 

¿Por qué va irradiando lentamente el calor?

Porque el aire caliente tiene una densidad menor, por lo tanto es más ligero y asciende. Pero el aire frío baja y vuelve a entrar en contacto con el radiador, con lo que el ciclo se repite. 

Este es el motivo por el que el calor que irradia un radiador es un calor envolvente y confortable. 

Control de temperatura:

Se hace mediante la instalación de termostatos que controlan la temperatura, cuando llega a la temperatura fijada se apaga la calefacción.

Los termostatos permiten un ahorro de energía.

¿Cómo acumulan calor los radiadores más utilizados?

El sistema más habitual es a través de tuberías de agua que circula por cañerías y llegan a todos los radiadores de la casa. 

¿Cómo funciona?

Una caldera o bomba de calorCalienta el aguaRecorre un circuito de tuberías
Comunica con cada radiador
↓ Como resultado ↓
Todos los radiadores de la vivienda se calientan e irradian calor por convección natural

*Es un circuito cerrado de tuberías donde el agua va circulando de manera cíclica, es decir, el agua regresa a la caldera o bomba de calor donde vuelve a calentarse y comienza el ciclo de nuevo. 

Otro tipo de radiadores con acumulación diferente de calor

Si los radiadores no calientan mediante agua caliente también se pueden calentar con electricidad, son los: 

Radiadores de calefacción eléctricos: 

Para generar calor utilizan la electricidad, son como las estufas. 

Radiadores de aceite

Mediante unas resistencias calientan el aceite y una ventaja es que se pueden transportar de una habitación a otra.  

Radiadores de calor azul. 

Son más eficientes que los radiadores de aceite y retienen mejor el calor. Además su consumo es menor. 

Máxima ventaja
Ahorras en instalación ya que puedes realizarla tu mismo.
Máximo inconveniente
El precio de la electricidad es muy elevado.
La calefacción por radiadores de agua son los más habituales.

Ventajas y desventajas de la calefacción con radiadores

Hay razones para colocar en tu casa una calefacción por radiadores: 

Las ventajas son: 

1.-
Emiten calor por un tiempo mayor, ya que aunque apagues la calefacción el agua continúa caliente.
2.-Es un sistema de calefacción silencioso.
3.-
Hay una gran variedad de modelos donde poder elegir (modelos, formas, materiales, etc. ).
4.-Es una instalación completamente segura.
5.-
La emisión del calor de los radiadores es eficiente y los nuevos modelos han mejorado notablemente la eficiencia.
6.-
La estética es importante y puedes encontrar diferentes modelos que se pueden adaptar a todas las estancias de la casa.

Los inconvenientes de instalar una calefacción con radiadores: 

1.-
El coste de la instalación puede ser elevado, dependiendo del tipo de vivienda y los m² supondrá un mayor coste incrementado principalmente a la mano de obra.
2.-
Son visibles y ocupan un espacio en tu vivienda, pese a que los hay de todos los tamaños y formas.
Calefacción por Radiadores Cómo Funciona
El listado de ventajas supera al de las desventajas en la calefacción con radiadores.

Instalación de la calefacción con radiadores

Debe ser una empresa especializada la que realice la instalación de la calefacción con radiadores. 

¿De qué consta la calefacción con radiadores?

1.-De una caldera que calienta el agua.
2.-
Circuito de tuberías que conectan la caldera con todos los radiadores.
3.-
Los radiadores con su correspondiente entrada de agua.

Precio de la instalación de la calefacción por radiadores 

Va a depender de: 

1.-
La cantidad de elementos que se tengan que instalar (radiadores).
2.-
Marca de los radiadores y de la caldera que se utilice.
3.-
Las dimensiones de la vivienda, más metros cuadrados (m²) implican más metros de tuberías y más horas de mano de obra.

Qué saber sobre la calefacción con radiadores

Hay algunas preguntas frecuentes que vamos a resolver: 

1- ¿El sistema de calefacción por radiadores necesita mantenimiento? 

La respuesta es, es importante para un correcto funcionamiento. 

¿Qué se debe hacer?

Es lo que se denomina «purga» de los radiadores. Es expulsar el aire de los radiadores, lo que se acumula en los circuitos. 

¿Qué beneficios tiene purgar los radiadores?

Si se extrae todo el aire de ellos el rendimiento será total. 

1.-
Calentará más rápido las estancias de la vivienda.
2.-Ahorrará en calefacción.

¿Quién debe realizar la «purga» del radiador?

Es muy sencillo hacerlo, no es necesario que la realice ningún técnico, cualquiera puede hacerlo. 

¿Cómo se hace?

El propio radiador tiene un tornillo, que es por el que va a salir el aire acumulado en el radiador, es una manera más sencilla de explicarlo. 

¿Cuándo hacerlo?

Lo recomendado es una vez al año, antes de poner el marcha la calefacción, es decir, cuando llega el frío y vamos a enchufarla. 

La purga de radiadores es importante para un correcto funcionamiento de la calefacción.

2- ¿Se puede regular la temperatura de los radiadores?

Sí, puedes controlar la cantidad de calor que quieres que desprenda en una estancia. 

¿Cómo controlas la temperatura de cada radiador?

Todos los radiadores tienen una válvula, que es la que permite que entre más o menos cantidad de agua caliente al radiador. 

Dependiendo de la cantidad de agua caliente que le entre emitirá más o menos calor al exterior. 

¿Puedes controlar la temperatura de manera independiente?

Sí, cada radiador tiene su válvula de acceso para el agua, con lo que podrás controlar y regular el calor que necesitas en cada una de las estancias.

3- ¿Cómo ahorrar con un sistema de calefacción con radiadores?

Cerrando por completo la válvula de acceso de agua caliente a los radiadores que no se utilizan. 

De esta manera el agua caliente pasa de largo cuando llega a ese radiador y pasa al siguiente, con lo que la caldera no tiene que generar tanta agua caliente y ahorra energía. 

Cerrando la válvula de un radiadorEl agua caliente pasa al siguienteMenos agua caliente necesita generar la caldera
↓↓↓
Ahorramos energía.

De la misma manera, también se puede regular la cantidad de agua que entra en el radiador a menor cantidad de agua caliente () → mayor ahorro (+). 

Recuerda:

Es innecesario caldear estancias que no se utilizan. 

Los radiadores no precisan un mantenimiento por parte de un técnico y además puedes controlar la temperatura.
¿Quieres ahorrar en tu factura de la luz?
Instala Placas Fotovoltaicas y pásate al autoconsumo
Comparte
Facebook
WhatsApp
Twitter
LinkedIn

Deja un comentario